Noticias

¿Fue envenenado? Esto revelaría la autopsia de Carlos Luis Morales, según declaraciones de su madre

La madre se retractó de o que colocó en sus cuenta de Twitter.

Fue el 22 de junio del 2020 cuando el abogado del exfutbolista y político, Carlos Luis Morales, anunció su fallecimiento. El, hasta entonces, Prefecto de Guayas murió a la edad de 55 años en una casa de salud.

Dos años después, su madre Alicia Benitez, por un “exabrupto“ reveló erróneamente que según los resultados de la autopsia del cuerpo de Morales realizadas en el Hospital de Cleveland fue envenenado.

No me cansaré de denunciar por este medio lo que pasó con mi hijo. Añadió que su hijo no murió por cáncer o covid, sino con todos los órganos dañados debido a un envenenamiento diario de dosis de escopolamina.

Tuits de madre de Carlos Luis Morales
Tuits de madre de Carlos Luis Morales

Sin embargo luego se disculpó y desmintió lo que publicó. “Fue un exabrupto mío haber escrito eso del cual estoy arrepentida, pido disculpas a todos por favor”.

Metro Ecuador se comunicó con el abogado Carlos Luis Sánchez quien aclaró la situación de la autopsia de Carlos Luis Morales.

“La familia de Carlos Luis fue informada por parte de la Fiscalía que la causa de muerte fue una neumonía por COVID-19 que agravó un cuadro preexistente de una linfocitopenia, lo conozco porque Carlos Luis Morales en vida me facilitó un informe de una valoración médica que se hizo en el extranjero”.

¿Qué pasaba con Morales?

El exarquero de Barcelona SC era indagado por supuesto tráfico de influencias para la adquisición de insumos médicos. A la par, se enfrentaba a un pedido de remoción en su cargo.

En medio de este escándalo judicial el exdeportista llegó inconsciente a la clínica Kennedy en Samborondón. El lunes 22 a las 7:30 ingresó al centro hospitalario junto a un guardaespaldas, el chofer y su hija.

Luis Gabriel, hijo del exPrefecto, comentó que su padre habría relatado que tenía algo raro en su sangre y en el sistema nerviosos. Sus problemas (ahogos y fatigas) comenzaron a ser evidentes desde finales del 2019.

El estrés político llevó a Morales a caer en la paranoia de pensar que lo querían envenenar; no aceptaba alimentos ni bebidas de nadie, al menos que lo abrieran frente a él.

Tags

Lo Último


Te recomendamos