Noticias

Conductor de transporte escolar condenado a 29 años de prisión por violar a adolescente en Calderón

El agresor la llevó a un lugar desconocido a la víctima para abusar de ella.

Después de casi cuatro años se hizo justicia en un caso de violación en Quito. Fue en el 2018 cuando una menor de edad fue agredida sexualmente por el conductor de un transporte escolar en el sector de Calderón.

Veintinueve años y cuatro meses es la condena que tendrá que pagar Fausto Andrés C. R. Fiscalía probó su responsabilidad como autor directo del delito de violación, perpetrado contra una adolescente quien –a la fecha de los hechos– tenía 12 años.

Eran aproximadamente las 19:56 del 9 de noviembre de 2018. El acusado conducía el autobús de transporte escolar en reemplazo del chofer titular.

Aquella noche, la ruta que siguió para dejar a la víctima en su casa fue diferente. El hombre se desvió aprovechando que la adolescente era la última en quedarse. El destino final fue en la parroquia de Calderón, pero el autobús no se detuvo en su domicilio, como era costumbre, sino en un sitio desconocido para la víctima.

En el testimonio anticipado reproducido en la audiencia de juicio, la víctima narró que su agresor aprovechó que se encontraban solos, aseguró las puertas, la tomó por los cabellos y la violó en el asiento posterior del bus.

A esta prueba presentada por Fiscalía se sumaron los testimonios de la madre de la adolescente, de la perita médica legista, de una médica ginecóloga que atendió a la joven después de haber sido violentada y de la psicóloga de Fiscalía. Además, el resultado de una pericia biológica que determinó presencia de fluidos en el cuerpo de la agraviada, cuyo perfil genético coincidenció con el del procesado.

Este acervo probatorio, citado por la fiscal Silvana Asimbaya en la audiencia de juicio, llevó al Tribunal a no solo sentenciarlo con el máximo de la pena establecida para el delito de violación, sino que también aplicó las circunstancias agravantes con las que se incrementó la condena en un tercio.

Fiscalía obtuvo la sentencia con base en el artículo 171, inciso primero, numerales 2 y 3, del Código Orgánico Integral Penal (COIP), más las agravantes establecidas en el artículo 48, numerales 2 y 9, del mismo marco normativo.

Un caso reciente

El pasado 21 de abril de 2022 una adolescente fue violada por un conductor de transporte escolar. El agresor fue capturado a inicios de mayo en Lago Agrío; se desconoce la sentencia que tendrá que pagar.

Por su parte, el ministerio de Educación pidió al renuncia de la rectora de institución educativa (Colegio Dillon). Tamibén se admitió que las autorades no cumplieron a cabalidad el protoclo que correspondía en este caso.

Tags

Lo Último


Te recomendamos