Noticias

La “hormona del abrazo” y los efectos que genera en el cuerpo

La oxitocina es producida en el hipotálamo

Cuando nos abrazan el cuerpo automáticamente segrega oxitocina, conocida como la “hormona del abrazo”, del “apego” o del “amor” y ella genera beneficios en el cuerpo como controlar la ansiedad, conexión espiritual con nuestros seres amados y más.

“Todo lo que compete al acto físico como el abrazo o el beso, el cuerpo produce esta importante hormona misma que interviene en procesos fisiológicos y en el comportamiento de determinadas áreas del cerebro”, dijo a Metro Ecuador la psicóloga clínica Ana Lucia Carrión.

Por qué se llama “hormona del abrazo”

Hace décadas, los investigadores descubrieron que cuando las mujeres dan a luz generan grandes cantidades de oxitocina. Esta hormona disminuye el dolor en el parto y provoca que aparezca un grande deseo de dar afecto, besos y abrazar al recién nacido.

Con el paso de los años y diversos experimentos comprobaron que otras situaciones afectivas activaban la oxitocina. Por ejemplo, un estudio que acaba de publicarse en Acta Psychologica realizado por científicos de la Universidad de Londres concluyó que el abrazo que dura de 5 a 10 segundos aumenta esta hormona y por ende se reducen los niveles de cortisol.

“Con la oxitocina generamos en el cuerpo alegría y calma. Diversos estudios arrojan que esta hormona genera un efecto para controlar la ansiedad y más cuando las personas tienen un trastorno de este tipo. Una vez que la persona llega a tener este contacto -como el abrazo- la persona reduce este tipo de sintomatología”, explicó Carrión.

La oxitocina también aporta un beneficio cardiovascular porque, en este caso, al momento de tener palpitaciones muy fuertes se puede generar desgaste. “De hecho, algunas culturas dicen que para que un abrazo sea perfecto tiene que hacerse de corazón a corazón ya que manifiesta la unión de este órgano tan importante”, aportó la especialista.

Recomendación

La doctora recomienda que cada mañana, uno mismo debe abrazarse para elevar el amor propio. Mucho más para controlar la ansiedad cuando alguien no está presente.

Tags

Lo Último


Te recomendamos