Entretenimiento

Se cumplen 37 años del Live Aid: las polémicas vividas en el concierto más grande la historia

El concierto pasó a la historia por reunir cientos de artistas y millones de personas alrededor del mundo.

live aid

Live Aid sigue siendo el concierto más grande de la historia y uno que marcó para siempre la historia de la música, ya sea por la inmensa cantidad de artistas que se hicieron presentes o por la igual de inmensa cantidad de polémicas que rodearon la organización del evento, el cual se llevó a cabo en dos ciudades diferentes para el disfrute de todo el mundo.

Un dato importante que hay que tomar en cuenta es que el impacto de Live Aid fue tal que a partir de ahí se ha estado conmemorando el día del Rock&Roll en la fecha del concierto y ahora con la llegada del aniversario número 37 vamos a quitarle polvo a la historia y a contarte algunas anécdotas cuando menos curiosas.

Revivimos las polémicas de Live Aid, el concierto más grande la historia

La lucha por el hambre en Etiopía fue el motivo que unió a artistas de distintos países para juntar se Filadelfia y Londres para un macro evento que además fue totalmente transmitido en vivo para un total de mil quinientos millones de espectadores y con duración de 16 horas.

Uno de los temas más relevantes en su momento fueron las acusaciones de racismo poco antes de hacer el anuncio oficial de los artistas, varios músicos de color se quejaron por no haber sido invitados, Michael Jackson y Prince dejaron el evento por varios motivos y Stevie Wonder lo rechazó.

Por otro lado, un joven llamado Bernard Watson estuvo acampando en el estacionamiento del estadio en Filadelfia hasta que los organizadores del evento aceptaron dejarlo abrir el show y así, un total desconocido comenzó el concierto con un cover de Bob Dylan y una canción propia.

Los Egos en Live Aid

Presuntamente balancear los egos fue lo más difícil, por el orden de presentación y coordinar quien estaría con bando y quien, como solista, precisamente fue Billy Joel quien acabó muy molesto por no poder presentarse con su banda y negarse a hacerlo solo con su piano.

Mientras que, dejando los egos de lado, Page, Plant y Jones prefirieron no llamarse a sí mismos Led Zapelin por la ausencia de John Bonham y acabaron tocando con Tony Thompson, a quien se le sumó Phil Collins y por falta de ensayo, la doble batería terminó siendo un desastre.

Tags

Lo Último


Te recomendamos