Entretenimiento

Raquel, quien abandonó MasterChef Ecuador por un accidente, fue reina del Guayas en 2016 y así lucía

De las pasarelas a MasterChef.

En el 2016, Raquel Ochoa, fue Reina del Guayas y en 2013 fue virreina de Guayaquil. ‘Rachel’ ganó fama en Ecuador por su participación en MasterChef, tercera temporada. La participante tuvo que salir del programa, no por un mal plato, sino por un accidente que tuvo en la casa.

Apareció en el capítulo 41 para despedirse. Ingresó en silla de ruedas y con lágrimas en los ojos.

“Pensar que entré a estas cocinas caminando y ahora me voy en esta situación (...) Al momento de salir de la casa tuve un accidente, cuando fui al hospital pensamos que era una inflamación de una caída sencilla, pero el informe dice que tengo dos fracturas de la tibia y el peroné, lo que implica una operación y me hace imposible continuar aquí.

—  Raquel Ochoa

Raquel Ochoa en su faceta de reina de belleza

Raquel tiene 26 años, es Ingeniera en Gestión Empresarial con un postgrado en negocios, pero asegura que su verdadera pasión siempre ha sido la gastronomía, razón por la cual hizo el casting para MasterChef.

Sin embargo, las pasarelas también marcaron su vida tras destacar desde joven en concursos de belleza. En el 2013, tan solo con 18 años fue candidata a reina de Guayaquil.

En 2016, se llevó la corona de reina del Guayas, una elección que se llevó a cabo en el Centro Cívico ‘Carlos López Jiménez’.

Raquel se ha ganado el cariño de los ecuatorianos tras su participación en MasterChef y envió un mensaje a sus seguidores.

“Unos sueños se cumplen, otros se quedan en pausa y como lo dije el primer día, haberlo dejado todo va a valer muchas alegrías. Y aquí estoy FELIZ Y AGRADECIDA ¡GRACIAS! Por tantos mensajes que estoy recibiendo, siento sus muestras de amor, cariño y empatía conmigo.Recuerden que tenemos que irnos sabiendo hasta que punto fuimos capaces de competir con NOSOTROS MISMOS. Aquí renace una Raquel! LOS AMO”, fue el mensaje que publicó en sus redes.

Tags

Lo Último


Te recomendamos