Baja flujo de venezolanos que llega a Perú tras obligación de tener pasaporte

El puesto fronterizo de Tumbes, por donde unos 3.000 venezolanos entraban diariamente hasta este viernes, luce más descongestionado.

Por Agencias

El flujo de venezolanos que llega diariamente a Perú se redujo hoy sensiblemente tras cerrarse la frontera desde la medianoche de este sábado para los inmigrantes de ese país que no disponen de pasaporte. Quienes han recurrido a solicitar asilo al Gobierno peruano para intentar entrar legalmente.

El puesto fronterizo de Tumbes, por donde unos 3.000 venezolanos entraban diariamente hasta este viernes, luce más descongestionado después de que miles de inmigrantes hicieran largas colas de varias horas para cruzar la frontera antes de que se les exija a todos ellos el pasaporte.

Ministro de Relaciones Exteriores de Perú

Por su parte, el ministro de Relaciones Exteriores de Perú, Néstor Popolizio, reiteró hoy en una entrevista en el diario El Comercio de Perú que la exigencia del pasaporte se dispuso por razones de seguridad, ya que el Gobierno peruano considera que las cédulas de identidad venezolanas son fácilmente falsificables.

Popolizio explicó que el objetivo es tener una inmigración más ordenada y garantizó no se impedirá la entrada a Perú de los venezolanos, tengan o no pasaporte.

"Siempre habrá una salida. Se puede analizar una visa humanitaria o si califican para el estatus de refugiado en casos de persecución política o religiosa. Dudo mucho que no puedan ingresar. El Perú va a seguir manteniendo su postura de país de acogida", acotó.

La calma y normalidad siguió reinando en estas instalaciones migratorias a pesar de que hay decenas de venezolanos cuyo ingreso a Perú es aún incierto, pues llegaron pasada la medianoche y viajan sin pasaporte, incluso algunos sin tarjeta andina de migraciones (TAM), documento para transitar por la Comunidad Andina (CAN), integrada por Bolivia, Colombia, Ecuador y Peru.

Exhaustos por acumular una semana de camino desde que abandonaron Venezuela y convencidos de no dar marcha atrás, unos cuantos recurrieron a solicitar asilo al Ministerio de Relaciones Exteriores para poder entrar legalmente a territorio peruano.

Es el recurso de urgencia utilizado por aquellos que no pueden ser considerados dentro de las excepciones contempladas por el Gobierno peruano para quienes no tienen pasaporte, que son niños que viajen con sus padres, mujeres embarazadas o ancianos.

Alrededor de 2,3 millones de venezolanos han huido del país como consecuencia de la crisis, según las últimas cifras de la ONU, que alertó de la falta de alimentos y de medicinas que sufre la población. EFE

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo