Día Mundial del Niño Prematuro: ¿Cómo cuidamos la vida de estos pequeños?

Por Andrea Martinez

Este 17 de noviembre se conmemora el Día Mundial del Niño Prematuro y Metro conversó con el Dr. Fernando Aguinaga, Jefe de Servicios de Neonatología del Hospital Metropolitano, para conocer más profundamente sobre este problema.

 

Las causas frecuentes.  

El doctor Aguinaga explica que las causas para que un niño nazca prematuramente son muchas. Entre ellas podemos observar a una madre que se embaraza con edad avanzada o, por el contrario, sin salir aún de la adolescencia. También puede haber infecciones o que la futura mamá tenga mucho estrés.

“El número de tratamientos para tener niños ha aumentado, lo que también es un factor de riesgo”, acota el experto. Todo niño que nace antes de la semana 37 del embarazo, es prematuro. En la actualidad, para que un niño sobreviva a esta condición, en el Hospital Metropolitano, se tratan niños a partir de la semana 24, que son los más pequeños. “Mientras menos prematuro es un niño, los riesgos son menores para su futuro”.

 

¿La prematurez es común?

Este es uno de los grandes problemas a nivel mundial. Una de las principales causas de la mortalidad en niños es la prematurez. Se calcula que el 10% de los embarazos pueden tener complicaciones, entre ellas la prematurez.

 

¿Cómo cuidar a un prematuro? 

Las unidades de neonatología de los hospitales y más aún en el Metropolitano se especializan y tienen personal entrenado todo el tiempo como enfermeras y médicos especialistas. “Los neurólogos, cardiólogos, entre otros, hacen un equipo para trabajar. Hay pequeños que pueden pesar 500 gramos o hasta dos kilos, todo depende qué tan prematuro haya sido el nacimiento”. El experto dice que ahora hay mucha tecnología. “Cada vez estamos sometidos a máquinas más modernas para ayudarles a respirar a los bebés, equipos para que los niños crezcan y maduren más rápido como las incubadoras, monitores y más”.

Todo esto lleva a un cuidado más completo para tratar de evitar lo mejor posible la morbilidad y trastornos a futuro en los niños.

Un niño, cuando nace prematuro, va a necesitar un largo seguimiento con su pediatra para ver cómo se va desarrollando a través del tiempo. En el transcurso de los años vamos a ver si este niño se desarrolla bien, camina, gatea, habla y llega a ganar todas las habilidades que tiene un pequeño no prematuro.

Cuando un niño logra salir del área de neonatología es su primer triunfo. Esa es la primera parte de esta batalla.

 

Secuelas y prevención.

Puede haber muchas secuelas por este problema y trastornos importantes como la parálisis cerebral. También puede haber trastornos como el autismo o trastornos en la atención y aprendizaje. Pueden existir trastornos motores para caminar y para moverse, según el doctor Aguinaga. “Cuando un niño va a nacer prematuro hay que saber escoger un lugar que tenga todas las herramientas y equipos completos de médicos y enfermeras que trabajen las 24 horas del día. Hay que contar con equipos de radiología, laboratorio, equipos de oxígeno. Así se logra evitar trastornos a futuro”. La mejor forma que un embarazo vaya bien es acudiendo al ginecólogo y haciéndose los controles permanentes con los médicos. Así se previene el trastorno de la prematurez porque así los ginecólogos se percatan rápidamente que no haya preclamsia, ni presión alta en la madre, y además que la mujer no presente infección alguna.

 

“Las futuras mamás deben ir siempre a los controles prenatales porque así se previene cualquier dificultad”. Fernando Aguinaga, Médico del Hospital Metropolitano.

Loading...
Revisa el siguiente artículo