Noticias

Ni la cuarentena masiva ni la vacunación logran frenar los contagios en Chile

Ni las masivas cuarentenas que rigen desde hace dos semanas, ni la rápida vacunación contra la covid-19 han logrado frenar el drástico aumento de contagios en Chile, que este viernes registró su mayor cifra diaria de casos en toda la pandemia.

Hace una semana, el país sobrepasó por primera vez la barrera de los 8.000 casos nuevos, y en la última jornada volvió a superarse con la marca de 9.171 contagios en 24 horas, una cifra que hizo saltar las alarmas dentro de la comunidad médica.

«Esta situación nos preocupa muchísimo. Estamos viviendo un momento muy crítico, sin embargo las palabras claves son prevenir, evitar ingresos a UCI y respetar cuarentenas», lamentó el ministro de Salud, Enrique Paris.

Más del 83 % de la población se encuentra en cuarentena total, una cifra que asciende a casi el 97 % los fines de semana, desde hace 14 días, y aún así, la tasa de positividad se mantiene por encima del 10 % y la segunda ola no da señales de remitir.

Además, desde el pasado lunes las fronteras permanecen cerradas y las restricciones a la movilidad son mayores, estando limitados los permisos para salir a comprar a sólo dos semana, pero las cifras de contagio siguen batiendo récords.

Según un estudio de la Universidad de Chile, las actuales cuarentenas están siendo menos eficaces y redujeron la movilidad en el país a cerca de la mitad de lo conseguido a principios de la pandemia, en 2020.

La pandemia se agravó en marzo, tras las vacaciones de verano, y ha llevado al límite al sistema hospitalario, que tiene una ocupación de camas UCI por encima del 95 %, lo que implica que solo quedan 209 camas libres de este tipo en todo el país, y cada día marca máximos de pacientes ingresados.

«El sistema de salud está totalmente al límite y ya con signos de estar sobrepasado. Un porcentaje importante de estos más de 9.000 casos se va a transformar en hospitalizaciones», alertó José Miguel Bernucci, secretario nacional del Colegio Médico.

«CON CUIDADO HASTA JUNIO»

En paralelo a la segunda ola, el país lleva a cabo uno de los procesos de vacunación más rápidos y exitosos del mundo, según datos de la Universidad de Oxford, y desde el pasado febrero ha inoculado con una dosis a 7,2 millones de personas y con dos inyecciones a cerca de 4,3 millones.

Sin embargo, en términos absolutos, la inmunización no ha logrado frenar por ahora los contagios, aunque el Gobierno confía en que ayude a mejorar la situación sanitaria para mediados de mayo, mes para el que se reprogramaron las elecciones que estaban previstas para el 10 y 11 de abril.

Según el académico de la Universidad de Chile Eduardo Engel, que encabeza un estudio sobre la efectividad de la vacunación en Chile, «de mantenerse este nivel de circulación del virus, habrá un 46 % menos de contagios cuando toda la población este vacunada», algo que según las estimaciones de Gobierno sucederá antes de julio.

Para Miguel O’Ryan, profesor de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile, sí se han podido comprobar los efectos de la inmunización en términos de hospitalizaciones de adultos mayores, sin embargo, agregó, «la mayor parte de la gente que transmite el virus son jóvenes que todavía no están vacunado».

Este viernes, del número total de personas en UCI, más del 30 % tenían entre 50 y 59 años, mientras que los mayores de 70 años (muchos de ellos ya vacunados con dos dosis) solo representan el 12,7 % del total.

«Habrá que andar con cuidado hasta junio. Entonces, si se mantiene el calendario, sí se podrá ver el impacto que la vacuna sobre el número de infectados», explicó a Efe.

¿VARIANTE CHILENA?

El gran aumento de casos, que la vacunación no ha conseguido reducir, ha llevado a algunos expertos a plantearse la posibilidad de que exista una variante chilena, similar a la británica y la brasileña, que pudiera ser más contagiosa.

«Sería probable, dado que nuestro país tiene una alta circulación del virus, sin embargo es necesario hacer más vigilancia genómica para asegurarlo», afirmó a Efe Ricardo Soto, académico del Instituto de Ciencias Biomédicas de la Universidad de Chile.

En la misma línea, Miguel Allende, microbiólogo de la misma universidad, aclaró a Efe que la situación actual, en la que hay una gran cantidad de personas vacunadas con una sola dosis, hace que haya «más presión para que una nueva variante se vuelva predominante» y podría ser una «oportunidad del virus para mutar».

Con más de un millón de contagios totales y alrededor de 24.000 decesos, Chile se encuentra en estado de excepción pos catástrofe desde hace más de un año, con toque de queda de 21.00 horas a 5.00 horas y las fronteras cerradas.

Te puede interesar:

Tags

Lo Último


Te recomendamos