mundo

Joven murió tras ser obligado a hacer 300 sentadillas por violar toque de queda

En Filipinas aplicaron un severo castigo a Darren Manaog Penaredondo por incumplir el toque de queda, como parte de las medidas impuestas en ese país por el aumento de contagios de coronavirus. El joven de 28 años, fue obligado a realizar 300 sentadillas y falleció en Barangay Tejero.

Peñaredondo fue capturado por guardias del pueblo por violar la restricción después de que lo vieron comprando agua potable pasadas las 18:00.

«Me dijo que los llevaron a la Plaza Malabon frente a la sala municipal. Y luego, les dijeron que hicieran ejercicios de bombeo 100 veces. Los ejecutores también dijeron que si no estaban sincronizados, lo repetirían. también me dijo que tropezó mientras hacía el ejercicio».

Al día siguiente del castigo, Peñaredondo luchó para moverse solo todo el día debido por el cansancio.

«Todo ese día, luchó por caminar, solo estaba gateando por el piso solo para levantarse»

Horas después, Peñaredondo comenzó a tener convulsiones y perdió el conocimiento. Finalmente fue revivido, pero murió poco después. 

En otros temas:

  1. ¡Violento robo en Machala! De un solo combazo rompieron vidrio de agencia multiservicios
  2. ¡ÚLTIMA HORA! Avioneta cayó en Salitre y deja varios fallecidos

Tags

Lo Último


Te recomendamos