'Wonderfully Made' aborda la problemática relación entre los creyentes LGBTQ+ y la Iglesia Católica

Metro habló con el actor y director Yuval David sobre su nuevo documental en el que se aborda la relación entre la comunidad LGBTQ+ y la Iglesia

Por Hazel Shahgholi

Los historiadores del arte y los académicos han luchado con las representaciones visuales de Jesús durante mucho tiempo. Aunque se han planteado triviales disputas sobre la longitud del pelo y la barba, sólo hasta hace pocos años se impugnó el hecho de que Jesús fuera blanco.

En el siglo XX, y a medida que se expandían los movimientos que perseguían a los antiguos israelitas, surgió la noción de un Jesús negro. Los estudiosos han defendido incluso un Jesús asiático. Lo que el escritor, productor, actor y director Yuval David observó fue la ausencia de una representación LGBTQ+ de Jesús.

Este es el tema del próximo documental de David, ‘Wonderfully Made’, que explora la tensión entre los católicos LBTQ+ -que a menudo son rechazados de participar en su religión debido a su sexualidad e identidad de género- y también no tienen representación visual, lo que es especialmente excluyente en una fe donde la iconografía juega un papel tan importante.

Metro habló con Yuval para saber más sobre su documental, que se mantiene en secreto.

P: Este es un tema tan serio y polarizante, ¿qué te llevó a explorarlo en forma de documental?
– Como persona artística y creativa, me resulta emocionante hacer ver a la gente a través del arte. Yo mismo soy judío, pero mi marido es católico. Me ha expresado que sentía que no había un lugar para él de la misma manera que había un lugar para los heterosexuales. A través de conversaciones con él y de un proyecto de arte fotográfico que estaba realizando simultáneamente, me di cuenta de que este rechazo era una brecha importante en la plenitud de su vida.

P: Cuando comenzaste a abordar e investigar el tema, ¿cuáles fueron tus primeras conclusiones?
– Me di cuenta de que muchos católicos se sentían solos. Y mi carácter y mi activismo me han llevado a perseguir las cosas con fuerza: soy una persona que quiere que todo el mundo sea aceptado, se sienta incluido, se sienta amado y apreciado. Sentí que podía ayudar a la gente a sentirse vista y crear algo que pudieran compartir. Y a través de las entrevistas encontré espíritus afines como el de Marianne Duddy-Burke, que es directora ejecutiva de DignityUSA, cuyo objetivo es que los católicos LGBTQ+ tengan un acceso digno a la iglesia.
Esta película pretende presentar y mejorar la conversación sobre estos temas, y hacer que la gente se sienta comprendida, por lo que también incluimos a Stanley JR Zerowski, director ejecutivo de Fortunate Families, que crea espacios seguros y lugares de ministerio dentro de la Iglesia institucional para que las personas LGBTQ+ -especialmente los jóvenes LGBTQ+- puedan ser tratados con respeto, sensibilidad y compasión, al tiempo que son celebrados y apreciados.

P: ¿Cómo se relaciona esto con su énfasis en la importancia del discurso?
– Creo que la belleza del arte es que, cuando creas algo, no lo haces sólo para ti, sino para otra persona. Y entonces ellos se apropian de ello. Experimentan el arte. El reconocimiento de este rechazo a través de mi proyecto de arte fotográfico se convirtió orgánicamente en la idea de reimaginar a Jesús como miembro o partidario de la comunidad LGBTQ+.

P: Sé que hay algunas iglesias católicas que están abiertas a los miembros de la comunidad LGBTQ+, ¿pudiste hablar con algún sacerdote que estuviera abierto?
– Sí. Tenemos varias entrevistas, como la del padre James Martin, que ha escrito mucho sobre cómo y por qué la Iglesia católica puede acoger a los miembros de la comunidad LGBTQ+, y ha publicado un libro sobre el tema ‘Building a Bridge’. Describe cómo esta inclusividad puede ser sanadora, e incluso cambiar la vida, a veces haciendo que la gente vuelva a creer en Dios después de este sentimiento de rechazo.
También hablamos con Bryan Massingale, que es el único sacerdote negro y gay del mundo que lucha incansablemente por la inclusividad, e incluso da conferencias en la Universidad de Fordham sobre justicia racial y sexualidad.
También entrevistamos a monjas heroicas como la hermana Jeannine Gramick, una formidable defensora que lleva atendiendo a las personas LGBTQ+ desde 1977, a pesar de una directiva del Vaticano en 1991 para que dejara de hacerlo. Las peticiones jerárquicas no la disuadieron como una verdadera mujer de fe que dice en nuestra película: "Tenía la convicción de que Dios me seguía llamando a ser una voz para los sin voz".

P: ¿Qué es lo que hace que tu documental sea de visionado imprescindible?
– La comunidad LGBTQ+ es la más diversa del mundo: forma parte de todas las comunidades y culturas. Sin embargo, seguimos luchando por ser vistos, reconocidos y aceptados.

El documental de Yuval David ‘Wonderfully Made’ se estrenará próximamente. Para saber más sobre la película, visite: www.LGBTQReligion.com.

Loading...
Revisa el siguiente artículo