Comandante de la Policía, Patricio Carrillo, admite que usaron bombas lacrimógenas caducadas en protestas de octubre de 2019

Por Metro Ecuador

El Comandante de la Policía Nacional, Patricio Carrillo, compareció este miércoles ante la Comisión de Fiscalización de la Asamblea Nacional como uno de los testimonios en el  juicio político en contra de la Ministra de Gobierno, María Paula Romo, por las acciones durante las protestas de octubre de 2019. Una de las causales del trámite es el uso de bombas lacrimógenas caducadas.

Carrillo, que en ese entonces era el Director Nacional de Operaciones de la Policía y estuvo al frente de la coordinación de  acciones de los Policías, aseguró que durante los hechos de octubre de 2019 los miembros de la institución debieron controlar, mantener y restablecer el orden.  Agregó que la entidad policial tiene una fuerte estructura que fue llevada al límite.

Explicó que la institución en el paro de octubre de 2019 cumplió con la sociedad y la mayoría de ecuatorianos para  recuperar el orden con la fuerza estrictamente necesaria.

Reiteró  que la Policía utilizó únicamente agentes químicos denominados CS que por su composición son los de menos toxicidad. "Del 3 al 13 de octubre usamos 38.500 unidades de munición, elementos no letales", dijo.

Carrillo admitió que usaron bombas lacrimógenas caducadas, pero que su utilización no está prohibida. Además señaló que el informe técnico determinó que los efectos del material CS como medio disuasivo pierden progresivamente su efectividad por la caducidad.

El comandante defendió la labor policial sobre las acusaciones de uso excesivo de la fuerza el cual recalcó que siempre fue progresivo, y que no usaron armamento letal. "No quieren mirar las desventajas causadas por los protestantes, que ofendieron derechos humanos”.

Para este 31 de octubre de 2020 se tiene previsto que la Ministra Romo acuda a la presentación ante la comisión.

Lea en otras noticias:

Video en tendencia:

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo