Párroco de Guápulo fue sentenciado a seis años y ocho meses de prisión por delito de abuso sexual

Por Carlos Bolaños

La Fiscalía del Ecuador anunció que apelará a la resolución del Tribunal de Garantías Penales de Pichincha. La entidad, por voto de la mayoría, sentenció a Néstor Genaro (párroco de Guápulo) a seis años y ocho meses de prisión por el delito de abuso sexual.

El artículo 171 del Código Orgánico Integral Penal (COIP) sanciona con prisión de hasta 22 años por cometer el delito de violación “… con introducción por vía vaginal o anal de objetos, dedos u órganos distintos al miembro viril”.

Abuso sexual en Guápulo

La niña de 10 años, víctima de abuso sexual, señaló que el acto ocurrió el 02 de febrero de 2019. Ella recibía clases de catecismo, cuando el párroco fue a buscarla y la sacó del salón.

Néstor Genaro le ofreció galletas y la trasladó hacia su despacho, cerró la puerta con seguro y la colocó sobre sus piernas. Posterior, el hombre de 50 años procedió a besarle y a tocarle sus partes íntimas.

Según la Fiscalía, el 2 de febrero de 2019, la niña contó a su hermana de 14 años, que también asistía a la catequesis, que el “gordo barbón” (refiriéndose al párroco de Guápulo) tocaba sus partes íntimas y le daba besos en la boca. Entre ambas le contaron todo a su madre.

Para más noticias, a continuación

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo