El último mensaje del misionero que fue asesinado por una tribu en remota isla

La primera vez que el estadounidense John Allen Chau visitó la remota isla en el mar entre la India y el sudeste de Asia llevó regalos, incluida una pelota de fútbol y pescados.

Por Agencias

John Allen Chau, era un joven misionero de 26 años quien intentaba convertir a los miembros de una tribu en la India. Él sabía que se enfrentaba a peligros mortales. Y lo escribió: "Dios, no quiero morir".  El joven publicaba sus experiencias en redes.

John Allen Chau

 Chau interactuó con algunos de los indígenas , los cuales sobreviven de la caza, la pesca y la recolección de plantas silvestres, y a los que se les conoce por atacar a cualquiera que se acerca con flechas y lanzas hasta que se enojaron. Eso fue lo que habría sucedido con el joven misionero.

John Allen Chau

Ésta se enterró en un libro que Chau. Entonces el aventurero y misionero cristiano de 26 años nadó de vuelta a un bote de pescadores que lo esperaba a una distancia segura.

Esa noche escribió sobre sus aventuras y les dejó sus notas a los pescadores. Al día siguiente regresó a la isla Sentinel del Norte, el 16 de noviembre.

John Allen Chau

En su diario Chau escribió "Grité: 'Mi nombre es John, te amo y Jesús te ama… Ustedes podrían pensar que estoy loco por todo esto, pero creo que vale la pena declarar a Jesús a estas personas. Dios, no quiero morir", escribió en una última nota a su familia el 16 de noviembre, antes de dejar el bote de pesca para conocer a los miembros de la tribu.

John Allen Chau

Se desconoce qué ocurrió después, pero a la mañana siguiente los pescadores observaron desde el bote a los indígenas que arrastraban el cadáver de Chau por la playa y enterraban sus restos.

John Allen Chau

Dependera Pathak, director general de la policía en las islas Andaman y Nicobar de la India, dijo que los siete pescadores han sido arrestados por haber ayudado al estadounidense a llegar a la isla. El gobierno restringe severamente las visitas a ese lugar, y las autoridades trabajaban con antropólogos para recuperar el cuerpo.

John Allen Chau

Aparentemente Chau fue atravesado por flechas, pero ello no puede confirmarse hasta que no se tenga el cadáver, declaró Pathak a The Associated Press.

En una publicación en Instagram, su familia dijo lamentar su muerte como “hijo amado, hermano, tío y mejor amigo nuestro”. Los parientes indicaron también que perdonaban a los que lo mataron y solicitaban la liberación de los que lo ayudaron a llegar a la isla.

View this post on Instagram

John Allen Chau

A post shared by John Chau (@johnachau) on

Desde la secundaria Chau quería acudir a Sentinel del Norte para compartir el mensaje de Jesús con los indígenas, dijo Mat Staver, fundador y presidente de Covenant Journey, un programa que lleva a estudiantes universitarios a una gira por Israel con el fin de confirmar su fe cristiana. Chau estuvo en ese programa en 2015.

“No fue allí solo en plan de aventuras. No tengo duda que fue para llevarles el evangelio de Jesús”, afirmó Staver.

Survival International, una organización activista por los derechos de los indígenas, dijo que el homicidio del estadounidense debería impulsar a las autoridades indias a proteger adecuadamente las tierras de los habitantes de la isla Sentinel del Norte.

“La ocupación colonial británica de las islas Andaman diezmó a las tribus que vivían allí, acabando con miles de indígenas, y sólo sobrevive una fracción de la población original. Así que el temor de los sentineleses hacia los extranjeros es muy comprensible”, afirmó Stephen Corry, director del grupo, en un comunicado.

AP

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo