Mató a su novia golpeándola con una roca, la descuartizó, se hizo collar con sus dientes y dio la más repulsiva excusa para defenderse del crimen

El hombre incluso vio TV, se alimentó y se drogó sentado en el sillón con los restos de la mujer a su lado durante meses.

Por Christian Monzón

Los familiares de Dean Lowe (33) estaban horrorizados luego de recibir extraños mensajes por parte del hombre en mayo del 2017, en donde hacía referencia a Kirby Noden (32), quien había sido su pareja hasta enero de ese año.

En ese instante, se le perdió el rastro a la mujer y el hombre convenció a todo el mundo que ella tenía un amante y que se había ido con él a otro lado, dejándolo abandonado.

Pero ese día todo cambió, cuando leyeron lo siguiente: "O me estoy armando o he asesinado a Kirby. Tuve un apagón, memoria borrosa y me desperté con un cuerpo en el suelo. Tengo miedo, así que me deshice".

Minutos después, volvió a enviar un perturbador escrito a un primo: "Puse el cuerpo en los contenedores en el camino. Recuerdo que los binmen encontraron toda la carne y no sabían qué era. La alfombra fue levantada debido a la materia del cuerpo ".

Según informa Sky News, la policía llegó a la vivienda de Lowe y se encontró con un horrible escenario. Las paredes y suelo estaban salpicados de sangre, había una roca que tenía rastros de haber sido usada para agredir a alguien. Y los exámenes demostraron que esa piedra había sido usada para asesinar a Kirby.

Mientras recorrían la vivienda y el hombre era detenido, este le informó a los oficiales que se había echo un collar con los dientes de Noden, dejando aún más impactados a los agentes.

Tras el arresto y el posterior juicio que se desarrolló durante los últimos días, se revelaron los macabros antecedentes del caso. El sujeto vivió durante meses haciendo su rutina diaria normal. Se sentaba en el sillón a comer, a jugar con sus perros y a ver TV con los restos de la descuartizada mujer a su lado.

"Debe haber comido, dormido, visto la televisión y tomado sus drogas junto al cadáver de Noden durante varios días, con dos bull terriers en la misma habitación", expresó el juez.

En tanto, el hombre negó toda participación en el crimen, indicando que no recuerda nada de lo que pasó durante esos meses y causó repulsión en la sala tras asegurar que su ex pareja estaba viva.

El inspector Ian Ringrose indicó mediante un comunicado que "la familia de la señorita Noden ha pasado por un infierno con Lowe sin revelar dónde se deshizo del cuerpo de Kirby y negando todo conocimiento en la corte. Lowe aumentó su malestar al insistir en que Kirby todavía estaba vivo ".

Tras la audiencia se dio a conocer el veredicto: cadena perpetua para el hombre. "Esperamos que el veredicto de hoy los consuele un poco en la conclusión del caso y nuestros pensamientos y simpatías están con ellos", agregó el policía.

Finalmente, la familia de la víctima valoró la condena, resaltando que "Dean Lowe nos ha quitado algo totalmente precioso, y aunque recibimos este veredicto y sentencia de buena manera, nunca reemplazará nuestra pérdida".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo