¿Por qué Corea del Norte quiere participar en los JJ.OO. de invierno?

El líder supremio de Corea del Norte, Kim Jong-un, ha asegurado que desea poder enviar a sus atletas a competir a Pyeongchang. Antes, dijo que está preparado para atacar EEUU en cualquier momento. Metro investiga.

Por Felipe Herrera Aguirre
Getty
¿Por qué Corea del Norte quiere participar en los JJ.OO. de invierno?

Con los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang a la vuelta de la esquina, el líder de Corea del Norte Kim Jong-un aseguró querer participar de la competencia. Así, serían dos los atletas norcoreanos que podrían competir: la pareja de patinadores Ryom Tae-Ok y Kim Ju-Sik.

Dos días antes, en su mensaje de Año Nuevo, Kim Jong-un aseguró que “cualquier ciudad” de Estados Unidos está hoy al alcance de los misiles nucleares norcoreanos. Esto generó la respuesta de su par estadounidense, Donald Trump, quien dijo que su botón nuclear es “más grande y más fuerte”.

Los Juegos Olímpicos de Invierno, así, se presentan como una excusa para reactivar las conversaciones entre las dos coreas, congeladas hace dos años. El presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in, ya propuso a Kim Jong-un un diálogo de alto nivel para el martes 9 de enero. Siempre y cuando Pyongyang acepte.

Las relaciones entre ambos países se tensaron durante el 2017, debido a las pruebas nucleares y balísticas del régimen norcoreano. Entonces, Corea del Sur y Estados Unidos han estado realizando maniobras militares conjuntas en la península. Pero el efecto disuasor no ha sido el esperado.

Donald Trump llevó la retórica militar a otro nivel, llamando a Kim Jong-un “hombre cohete”. Además, amenazó con terminar con el régimen mediante una invasión.

El deporte podría poner fin a la escalada de tensiones. La participación de Corea del Norte depende, en todo caso, del Comité Olímpico Internacional. Este tendría que extender invitaciones a los dos atletas norcoreanos debido a que el plazo de inscripción se ha acabado.

El COI ya ha dado su beneplácito a la “intención mutua” de las dos coreas para iniciar conversaciones sobre la participación norcoreana. Además, anunció mediante un comunicado que mantiene conversaciones con el Comité Olímpico Nacional de la RPDC.

El logro de las armas nucleares, una obsesión para Kim Jong-un, podría haber rebajado la hostilidad hacia occidente y su vecino del sur. Antes, Corea del Norte ya había boicoteado otros eventos deportivos, como los Juegos Olímpicos de Seúl en 1988.

El régimen hizo explotar un avión comercial de Korean Air, asesinando a más de 100 personas.

Los Juegos Olímpicos de Invierno se llevarán a cabo en la ciudad de PyeongChang. Getty

"Esta movida de parte de Kim Jong-un está pensada para dividir a Seúl con Washington"

Jacob Kovalio, profesor y experto en Relaciones Internacionales Asiáticas de la Carleton University, Canadá.

 

¿Por qué Corea del Norte quiere participar en los Juegos Olímpicos de Invierno de este año?

– Corea del Norte fue invitada a participar desde el principio. Esta movida de parte de Kim Jong-un está pensada para dividir a Seúl con Washington. Pyongyang tiene algunos pocos seguidores en Corea del Sur, especialmente en las universidades en donde la izquierda es importante, lo que significa que el anti occidentalismo y el anti americanismo es fuerte.

¿Podrían mejorar las relaciones entre las coreas?

– Esto siempre dependerá de Pyongyang. El presidente Moon Jae-in ha sido muy abierto a acercarse a Corea del Norte desde que asumió en mayo de 2017. Lo mismo se puede decir de sus predecesores, especialmente de Kim Dae-jung y de Roh Moo-hyun. Kim Jong-un, como su padre, ha tomado ventaja de la actitud complaciente de Seúl.

Kim Jong-un ha dicho que está preparado para atacar Estados Unidos con armas nucleares. ¿Cómo esto cambia la situación en la península coreana?

– La retórica chiflada de Kim Jong-un es solo eso. Sabe que cualquier agresión de su parte significaría el final físico de su régimen criminal. Es gracias a China, que manipula a Corea del Norte para burlarse de EEUU, que estos no pueden atacarles aunque sean muchísimo más fuertes. Además, hay que considerar las muertes de civiles surcoreanos que se producirían en ese caso.

El juego de Beijing es el siguiente: vota por sanciones en las Naciones Unidas, después las boicotea (como lo ha hecho por años) apoyando a Corea del Norte (hay fotos satelitales de petroleros chinos entregando petróleo a Corea del Norte en el mar). Cuanto más tiempo Corea del Norte pueda burlarse de los EEUU y mantenerse con vida, más posibilidades habrá de que Corea del Sur sienta que los EEUU son un "tigre de papel". Esto puede ser un incentivo para que se acerque de China.

¿Qué esperar de todo esto?

– En una conferencia reciente en China, se distribuyó una evaluación, que se vio reforzada por una declaración separada del ex jefe del Estado Mayor Conjunto de los Estados Unidos, Almirante (Ret) Mullen, de que una confrontación militar puede estallar antes de abril de 2018. Esperemos que esto el pronóstico no se materialice.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo