1200x600.jpg" class="loadFullImage responsive-img hidden-lg hidden-md" alt="Oleaje y aguaje en playas de Ecuador" style="(none)" />

Oleaje y aguaje en playas de Ecuador

Olas de valores superiores a los normales han sido reportados en las costas de Ecuador.

Por METRO

Un nuevo periodo de aguaje se presentará hasta mañana, 24 de junio del 2016, según información del Instituto Oceanográfico de la Armada. Este fenómeno coincide con el período de oleaje.

La Institución a través de un comunicado informó que durante esta semana se han presentado en las costas de Sudamérica, olas de largos periodos y con alturas sobre los valores normales.

“En el borde costero, las olas arribarán con dirección suroeste y alturas variables entre 1 y 2.8 metros. Al sur de la Península de Santa Elena (Mar Bravo, Punta Carnero, Anconcito, General Villlamil-Playas) se observarán olas de mayor altura. Al sur y oeste de la región insular, la altura promedio de las olas oscilará entre 1.4 y 3 m. Tanto en la costa continental como al sur y oeste de Galápagos, el periodo estará comprendido entre 17 y 21 segundos”, informó el Instituto.

Hasta mañana, 24 de junio del 2016, se prevé posibles afectaciones en el borde costero, generación de corrientes de resaca, e ingreso de agua de mar y conchillas hacia calles aledañas a los malecones, principalmente en horas de pleamar.

El martes pasado, según información de El Universo, el Cuerpo de Bomberos de Salinas atendió de emergencia a dos mujeres que fueron arrastradas por una fuerte ola pero que otro bloque las regresó a la orilla. Las afectadas sufrían publitraumatismos.

Además, tres pescadores se salvaron después de que una ola viró la  embarcación en la que se trasladaban. La fuerza de la onda de agua los expulsó y dejó a la deriva.

El Inocar recomienda a los pobladores, turistas y a quienes efectúen actividades en la zona costera, tomar las debidas precauciones a fin de evitar pérdidas humanas y materiales. Si va a ingresar al mar, es preferible que lo haga acompañado. Si es necesario, de preferencia permanecer cerca de la orilla, en el área destinada para bañistas.

En caso de ser arrastrados por una corriente de resaca, es imprescindible mantener la calma y no luchar contra la corriente, se debe nadar en dirección paralela a la orilla hasta que deje de sentir la fuerza de arrastre o mantenerse flotando hasta ser rescatado.

A quienes realizan labores en embarcaciones pequeñas, utilizar siempre los implementos de seguridad, especialmente chalecos salvavidas y equipos de comunicación en buen estado. En general, mantenerse atentos a las señales y avisos emitidos por los organismos de control.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo