Estilo de Vida

Botániqo: el proyecto residencial integral que busca una relación positiva con la comunidad

Cumbayá es una de las zonas de mayor desarrollo y crecimiento en los últimos años. En esta parroquia de Quito, que en términos administrativos es rural, gran parte de su uso de suelo es urbano, residencial y mixto. 

Es así que esta nueva centralidad, en la actualidad, ofrece a sus 40-45 mil habitantes una amplia gama de servicios e infraestructura que facilita el desarrollo inmobiliario de la zona.

Según el plan de desarrollo territorial de Cumbayá, esta parroquia cuenta con 19 centros educativos privados y 10 públicos, 15 casas de salud, y una variada oferta de supermercados, restaurantes, lugares de entretenimiento, acceso a transporte público y conectividad vial debido a las últimas obras de movilidad que se han ejecutado en el sector.

Dadas estas condiciones y siguiendo una estrategia de desarrollo urbano sostenible, Cumbayá reúne todas las características para desarrollar proyectos que favorezcan la consolidación habitacional del sector, evitar desplazamientos demasiado extensos por parte de sus habitantes y lograr así la reducción de emisiones en favor del ambiente. 

Botániqo y sus aportes al entorno. 

Uno de los principales problemas de esta parroquia es la falta de espacio público. Según la normativa, las urbanizaciones que se edifican deben destinar una parte de su construcción a este fin (áreas verdes o de recreación, por ejemplo). Pero al estar cerradas por temas de seguridad, en la práctica, este espacio público no funciona como tal.

Es por eso que Botániqo busca consolidarse como un proyecto residencial integral, dando prioridad a una adecuada integración con el entorno y la comunidad. Botánico se construirá en un predio de propiedad privada, que fue adquirido por su propietario en el año 2012 a través de un proceso de compraventa con los herederos de la familia propietaria del predio.

Tras un proceso concertado entre la Municipalidad y el propietario actual, se han previsto una serie de aportes urbanísticos previstos en el marco del Proyecto Urbano Arquitectónico (PUA), figura normada (Ordenanza Metropolitana 210) que permite asignar datos de zonificación a predios con calidad ZC (zona de promoción).

Es así que Botániqo aportará una hectárea de terreno para el desarrollo de la Estación de Transferencia de Transporte Público en Cumbayá y, se encargará de su respectiva construcción. Esta infraestructura facilitará la movilidad de 61.511 pasajeros que de forma diaria utilizan la María Angélica Idrovo como punto de llegada a Cumbayá y partida a otros puntos de la parroquia y la ciudad.

A esto se suma la construcción del bulevar urbano (sobre la Av. Interoceánica), de uso público, a implantarse en 3600 m2 con mobiliario, iluminación, espacios de estancia, señalética y un frente comercial.

Esto se complementa con 2667.50 m2 de áreas verdes equipadas con caminería, mobiliario público, iluminación, vegetación nativa; y la rehabilitación del Conector Escénico “Villa Nila”, una vía peatonal que conectará el centro de Cumbayá con la calle La Praga y el barrio Quinta Bertha.

Estas iniciativas y sus plazos de entrega son parte de un convenio con el Municipio, lo cual garantiza su ejecución. La infraestructura con la que Botániqo aportará a su entorno (inversión que podría llegar hasta los USD 5 millones) impulsará procesos de mejora de la calidad de vida de los habitantes del sector.

Más detalles del proyecto

Botániqo estará ubicado en una zona estratégica de Cumbayá, siendo parte de esa estrategia de desarrollo urbano sostenible a la que se busca llegar. Caminando, está a tres minutos del Parque de Cumbayá, a seis minutos de un hospital, entre cinco y diez minutos de los centros comerciales más cercanos y a 10 minutos de los colegios de la zona. En bicicleta, el tiempo se acorta a la mitad.

Es así que en una hectárea de terreno, el proyecto en comercialización contempla 277 unidades de vivienda, de uno, dos y tres dormitorios, con 359 espacios de estacionamiento (visitas incluidas). Esto implica 1,2 estacionamientos por vivienda, índice muy por debajo del que actualmente se tiene en Cumbayá o Tumbaco (2,2 estacionamientos por vivienda). 

Por tanto, su impacto no es significativo en relación al volumen de vehículos que actualmente circulan por la Av. Oswaldo Guayasamín, que son cerca de 60.000 al día en el sector del redondel del Auqui.

Por la topografía del terreno donde se asentará el proyecto, la normativa prevé que el número de pisos permitidos por la zonificación del predio, se contabilice desde el nivel de planta baja – a nivel de la Avenida María Angélica Idrovo- hacia arriba. Los pisos que se desarrollan desde la planta baja hacia abajo, (en niveles de subsuelo o bajo el nivel natural del terreno), no se contabilizan desde la perspectiva de la zonificación. Eso explica el número de pisos que aparece en las imágenes promocionales del proyecto.

Además, vale la pena mencionar que esta solución habitacional colinda con un predio municipal y la quebrada de El Tejar. Parte de ella fue rellenada por el Municipio al momento de ejecutar las obras del Escalón de Lumbisí, el otro tramo es una quebrada abierta que ha sido descuidada. 

Tras respetar los retiros de quebrada previstos en la normativa vigente y considerar los estudios de suelo para construir la infraestructura normal en terrenos empinados o a diferente nivel, la propuesta de este proyecto inmobiliario es analizar la factibilidad de recuperar la quebrada basados en un estudio técnico, además de contar con una planta propia de tratamiento del agua.

Cabe recalcar que actualmente, en el Valle de Cumbayá y Tumbaco hay más de 50 de proyectos de edificios en construcción y/o promoción, de distintos promotores inmobiliarios, que equivalen a más de 3500 departamentos, y pocos de ellos incluyen aportes y una respuesta integral a las necesidades de Cumbayá y su comunidad. Tres de estos proyectos son de Uribe Schwarzkopf.

Tags

Lo Último

Te recomendamos