logo
Empresarial
 /
Empresarial 09/06/2021

ProCredit financia viviendas de la primera ciudadela sostenible de Ibarra

Con el objetivo de impulsar el mercado de construcciones ecoeficientes, y en línea con su filosofía de responsabilidad ambiental, Banco ProCredit financia la adquisición de viviendas en  el proyecto residencial Praderas de Caranqui, la primera ciudadela sostenible de Ibarra, a través de su línea de créditos “EcoCredit”.

Este financiamiento contempla plazos de hasta 20 años, la tasa de interés más atractiva para el segmento del 8%, con una entrada del 20% del valor del bien.

Según explica Francisco Nazati, Jefe de Banca Personas de Banco ProCredit, la ciudadela Praderas de Caranqui se desarrolla desde una profunda conciencia de sostenibilidad ambiental y eficiencia energética, alcanzando un 59% de ahorro de energía, y con ello la Certificación Internacional EDGE Advanced, convirtiéndose en el proyecto con mayor ahorro de energía que ha recibido esta certificación en Ecuador.

“La acreditación EDGE Advanced, es una categoría superior de sostenibilidad ambiental, que se otorga a proyectos de construcción que le apuestan a la protección y cuidado del ambiente, y esto se certifica mediante una herramienta que calcula los datos de ahorro energético, consumo de agua y de materiales”, agrega.

Por tratarse de un proyecto que contribuye a la reducción de la huella ambiental, la institución financiera decidió brindar financiamiento a las viviendas.

La ciudadela cuenta con espacios confortables, áreas recreativas y comunales, que fueron especialmente creadas para promover un sentido de pertenencia y conciencia ambiental.

Para el efecto, se usaron criterios de eco-arquitectura, que es un modo de concebir el diseño arquitectónico de manera sostenible, buscando optimizar recursos naturales y sistemas de la edificación, para minimizar el impacto ambiental de las viviendas sobre el medio ambiente y sus habitantes.

Las viviendas cumplen con 3 ejes de ecoeficiencia: Energía, con un ahorro del 59% – 94.71(MWh/Año), gracias a sus acabados reflectantes en techo y paredes exteriores, vidrios con revestimiento de baja emisividad y alto rendimiento térmico, bombillas ahorradoras tanto para espacios internos como externos, y colectores solares de agua caliente; Agua, con un ahorro del 35% – 1,303 (m3 /Año), que se alcanza al haber incorporado cabezales de ducha de bajo flujo, grifos de bajo flujo para cocina y baños, e inodoros eficientes de doble descarga; y Materiales, con un ahorro del 43% – 2,581 (GJ), gracias a sus losas aligeradas de concreto y a los bloques de concreto celular ligero utilizados.

De esta manera, los propietarios de las viviendas podrán beneficiarse de un ahorro anual de USD 836 en servicios básicos. Con el financiamiento de este tipo de viviendas, Banco ProCredit ratifica su compromiso de aportar activamente a la mitigación del cambio climático, en coherencia con los Objetivos 11 y 13 del Desarrollo Sostenible, que se refieren a las Ciudades y Comunidades Sostenibles, y a la Acción por el Clima, respectivamente.