Benalcázar, un campeón mundial en BMX que tiene más competiciones que años

El ecuatoriano Pedro Benalcázar ,a sus catorce años, tiene más competiciones internacionales que años. Llega hoy al Ecuador con el campeonato Mundial de bicicrós crucero aro 24 bajo el brazo, conseguido en Bakú (Azerbaiyán), la segunda medalla de este tipo a su temprana edad.

Por Metro Ecuador

A sus catorce años, el ecuatoriano Pedro Benalcázar, que tiene más competiciones internacionales que años, llega hoy a Ecuador con el campeonato Mundial de bicicrós crucero aro 24 bajo el brazo, conseguido en Bakú (Azerbaiyán), la segunda medalla de este tipo a su temprana edad.

Encaramado en la bicicleta desde los seis años por motivación de su madre, Benalcázar logró el pasado 5 de junio el mencionado campeonato mundial, que se suma al que logró en Colombia en 2016.


En diálogo con Efe poco antes de salir de Azerbaiyán, detalló que la pista de Bakú no era más grande que otras en las que ha competido, pero "sí más técnica".

"Los saltos son más grandes, las curvas son más grandes, pero es casi lo mismo", explicó al comentar que en nivel, casi todos los competidores iban por igual. "Todos son buenos", agregó Benalcázar.

Benalcázar triunfó entre 36 participantes

Nacido en la ciudad andina de Cuenca, Benalcázar comentó que la de Bakú, en la que triunfó entre 36 participantes en la categoría crucero de doce y menos, fue su quinta participación en un Mundial tras la de Nueva Zelanda -a la que llegó con nueve años-, y las de Holanda, Colombia y EE.UU.

El ciclista es segundo de tres hermanos, (la primera de 17 años y la última de 11). Benalcázar también quedó tercero en Azerbaiyán en aro 20 tras un competidor australiano y otro belga.

Consciente de que se trata de un deporte que puede implicar cierto peligro, comenta que nunca ha sufrido fracturas o golpes graves, aunque sí se ha lastimado el hombro y los codos.

Confiesa que las caídas o los fracasos, lejos de ser una desmotivación, lo incentivan a seguir adelante y recuerda que tras el Mundial del año pasado cuando quedó cuarto, lo único que quería era volver a su ciudad "para entrenar para este Mundial".

Y ahora, con una nueva medalla en su palmarés asegura que buscará mantener el nivel deportivo, pero también el educativo pues deberá regresar al colegio donde espera retomar sus materias y preparar evaluaciones.

"Cuando me subo en la bicicleta siento que no tengo problemas, que solo soy yo", comenta el deportista al recordar que compitió por primera vez en su país a los seis años y desde entonces no ha parado. Pistas de Colombia, Perú, Argentina Bolivia y Chile han sentido su pedaleo.

Estricta rutina del campeón

Y como quiere seguir compitiendo, mantendrá su ritmo de vida como hasta ahora: se levanta a las seis de la mañana y cuarenta minutos después sale al colegio.

Tras almorzar en su casa, inicia a las 17:00 un entrenamiento de dos horas en la pista, para ejercitarse luego en el gimnasio hasta las 20:30.

Con la mirada puesta en el ciclista de su tierra Alfredo Campo, (oro en los XI Juegos Sudamericanos en Bolivia), a quien admira por su trayectoria, Benalcázar se proyecta llegar a la categoría elite.

El ciclista tiene como mayor referente de su vida a sus padres, Manuela y Darwin, a quienes agradece el constante apoyo y quienes le motivan a seguir incluso en momentos de desaliento.

"Cuando no me va bien en una carrera, ellos siempre me siguen apoyando o siempre me dicen que siga, que porque perdí una vez no voy a dejar", recapitula.

Y recuerda que hace dos años pensó en aparcar la bicicleta pues tenía mal el hombro y no le iba bien en los entrenamientos, pero superó el bache y tres semanas después logró en Colombia su primer campeonato mundial.

Aunque es de pocas palabras tiene claro sus objetivos y también aconseja a quienes practican este deporte: "Si tienen una meta o un sueño, luchen".

Un consejo que aplica en primera persona: "Cuando me va mal siempre quiero que sea lunes para ir a entrenar y hacer lo que no hice en la carrera", añade.

"Cuando gano es un alivio, porque siempre cuando usted trabaja para algo y no se dan las cosas, es feo", comenta el ecuatoriano que aparte de la bicicleta, gusta de la ingeniería automotriz.

Benalcázar conocido como el mote de 'Bubu'

Con cinco participaciones en competiciones mundiales, siete panamericanos, seis latinoamericanos y varias paradas nacionales, el ciclista conocido por el mote de 'Bubu', aspira a seguir sus entrenamientos para llegar también a torneos suramericanos y quizá al próximo Mundial en Bélgica. EFE

Relacionado

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo